Canción para mecer al viento

Más allá de las tardes de ceniza

dicen que hay un corazón que late

vivo todavía.

Tú me miras con tus ojos muertos

que no creen en nada

que no sean tus manos vacías

y dices que es el viento el que late

y el que empuja.

Pero yo he sentido el aliento de esas tardes

lentas y plomizas

que incineran sueños y deshacen

promesas en su orilla,

y aún en esas tardes cenicientas,

oía

un corazón que me decía: adelante,

insiste, no te rindas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s