Improductividad

Lloro.

Lloro y pongo mis manos boca arriba.

Cuencos de agua, las palmas, inútilmente abiertas.

Si llorar sirviese para formar mundos de agua

¿Nacerían criaturas dolientes, medio ciegas, escindidas sin fin y sin remedio?

Lloro.

Por estas manos tan vacías. Por este tiempo sin propósito.

Si llorar hiciese brotar plantas, verdes, nutridas

¿Serían como los sauces con los brazos colgantes?

Quizás un campo eterno de absurdos girasoles.

Amapolas de sangre partiéndose en el viento.

Quizá tristes hortensias solitarias meciéndose

sobre un suelo inundado de lágrimas confesas,

de soledad y tiempo sepultado.

Lloro.

A mi pesar, sin plantas y sin flores.

Sin productividad: estoy llorando.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s