Rescoldos

Hay grietas en los cuerpos que la noche atraviesa,

lentas zanjas de fuego que se abren silenciosas

debajo de los cuerpos abrazados se prenden

consumiendo el oxígeno sin que nos demos cuenta.

 

Hay ascuas que, invisibles, afloran con el roce

como motas de polvo flotando incandescentes,

van quemando de a poco los incipientes sueños,

esos haces de luz que al contacto se rompen.

 

Hay rescoldos latentes debajo de las lágrimas,

debajo de las medias sonrisas, subyacentes

en memorias cerradas bajo quinientas llaves,

de quinientos candados anudados en puentes.

Anuncios

6 comentarios sobre “Rescoldos

  1. Las cenizas de la pasión. Ayer escuché a Forges decir que la vida siempre termina mal. Mueren los héroes, los amantes, nunca hay un final feliz como en las películas. Como reflejas en este poema. ¿Dónde quedó el amor, la pasión con la que se cerraron aquellos candados en el puente?

    Le gusta a 1 persona

  2. Cierto, David, tal como comentaste un día en uno de mis poemas, citando a Borges: La vida siempre acabará devorando al recuerdo…pero nos quedan los sueños para atesorarlos. 😉

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s