El secreto

Anoche tuve un sueño. Soñé que tus manos emergían desde el fondo del agua y lo llevaban todo. Se llevaban los sueños de los niños del piso de abajo. Las plantas trepadoras de la vecina. Las escaleras y el ascensor. El apartamento en el que vive la joven pareja que acaba de mudarse a nuestro edificio. Los balcones, con las floridas hortensias y los geranios. Los gatos asomados a las ventanas. Y mi propio miedo. Yo bajaba, entre los escombros y el hundimiento, hasta el fondo del canal para encontrarte. Entonces te abrazaba, más fuerte que nunca, más libre que nunca, y te decía lo que nunca te dije: que te quiero. Que siempre te he querido y te seguiré queriendo, aunque tú, desde el fondo del agua ya no pudieses responderme.

MVF

Texto elaborado para el blog de Escritura Creativa Nosotras, que escribimos

La imagen puede contener: exterior
Escultura de la foto: Support de Lorenzo Quinn (Venecia)
Anuncios

4 comentarios sobre “El secreto

  1. ¡Qué bueno, Manoli! Un amor fallecido, la insoportable sensación de que la vida sigue adelante sin importarle que él ya no esté, genera en ella ese deseo de venganza, en forma de sueño en el que él regresa para llevarse la todo. Porque para ella, la vida sin él ya no tiene sentido. Un gran micro! Un abrazo

    Le gusta a 1 persona

    1. ¡¡Muchas gracias, David!!

      Es un micro que puede tener varias interpretaciones, la mujer que sueña guarda algo que se ha quedado por decir…

      Me encanta la interpretación que le has dado, la de un amor perdido.

      Abrazo grande 😉

      Me gusta

  2. Todo es misterio. Aquello que no dice quién sueña, el por qué emergen las manos de quien ha fallecido (qué busca?) Como dices, un relato con muchas interpretaciones, tan enigmático como la misma Venecia, ciudad que surge de la laguna. Y que escultura más original… Los artistas se lo curran, desde luego que sí
    Un beso gordo, Manoli

    Me gusta

  3. Es un micro que se queda abierto, que habla de esas cosas que no se dicen y de los secretos. Alguien está en el fondo de una laguna por algo. A este respecto hace referencia el título. Solo la que sueña sabe la verdad, pero la deja con ella para seguir manteniéndola en secreto.

    No me creerás, Isidoro, pero muchas veces yo misma me sorprendo de los personajes que creo, algunos, como es este caso, son tan enigmáticos que no se dejan desvelar, a estos suelo volver cada cierto tiempo, hasta que escribo algo más largo donde ya puedo caracterizarlos mejor. Ya sabes, rarezas de los que intentamos escribir 😉

    Gracias de nuevo.

    Besazos.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s